TRANSPORTE DE TRABAJADORES JAUJINOS “ENGANCHADOS”

 

los jaujinos 1
Imagen referencial

Ilustrativa fotografía en la que se ve a un grupo de trabajadores –hombres y mujeres- traídos de Jauja a nuestras minas por el “enganchador· (Con gafas). Los hombres irían a laborar en la mina y, las jóvenes mujeres, como aguateras en la ciudad. Cariñosamente se las llamaba “Huanquitas aguadoras”. Fueron parte muy importante en la vida de nuestra ciudad.

El alojamiento precario que se les brindaba a estas personas era la enorme caverna rocosa llamada  -por ese motivo- JAUJAYPATA, que está ubicada frente al campamento de La Esperanza. Para combatir el intenso frío nocturno, la compañía les proporcionaba buena cantidad de maderas, carbón y kerosene. A la entrada se encendía una perenne fogata que los abrigaba (Relato de don Julio Patiño León, Juanito Cortelezzi, Miguel Rosales Llanos). Andando el tiempo, la compañía los alojó en los campamentos de Ayapoto.

los jaujinos 2Como es natural, los jaujinos trajeron consigo sus costumbres, bailes y canciones que fueron muy bien acogidos. Es justo mencionar que, llegado los carnavales, hermosamente ataviados efectuaban el “cortamonte” que ellos implantaron en nuestra ciudad como en la fotografía que se ve al lado con arpa y otros instrumentos. El “Cortamonte” lo implantaron los jaujinos en la tierra de la plata. Ahora es una costumbre vigente.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s